martes, 8 de mayo de 2012

Olas

Mejor no comprender
el desconocimiento
me hace libre
Hablo sola
Distingo tu rostro
a través del cristal
no te alcanzo
y lloro
Espero la mañana
derramando frustraciones
en mis sábanas de seda.
Amanece, escucho tu voz.
No dejes de hablar
una ola cálida
brota de tus labios
cada gota se tiñe de ti
y de mi, por fin.