miércoles, 12 de febrero de 2014

Manos secas


Tengo las uñas limpias y
las manos secas.
Apenas soy consciente del agua que
pasa bajo el puente.
Su caudal permanece intacto,
nunca se agota.
Me apetece adoptar un gato,
siempre me gustaron.
Recibirá de mi parte
sólo una clase de cariño.
El único que no temo entregar
El que se otorga sin dosificar.
El que es recibido con gratitud,
alegría y verdaderas ansias.
El que no piensa.
El tierno, el fiel.
El que no entiende de mentiras.
El del impulso protector que consigue resultados
día tras día.
El que dibuja sin esfuerzo
el camino del apego.
Imagino mis manos secas sobre su lomo.
Sus bigotes haciéndome cosquillas.
Una sonrisa boba asoma decidida.
Ansío el amor de mi gato imaginario.
Algo me dice que será único.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Estoy ansiosa cada día por ver tus publicaciones... Te propongo un tema que yo no se como tratar... Como dos desconocidos pasan a ser amigos y de repente te das cuenta que es la unica persona que te alegra la vida y te hace feliz y te arrepientes de que el destino no te la haya puesto antes. Nunca nadie te ha propuesto un tema... Pero me encanta como tú le das sentido a todo. Un saludo.

Andrea dijo...

Hola. Un tema interesante el que propones. Intentaré escribir sobre ello. Dame tiempo. Me llegó tu comentario, muchas gracias amiga.

Jessica Esquiva dijo...

Uyyy quedarr yo a la espera tambien de esa publicación es un tema que me afecta... Y planteo otro... Dos amigos... Ella pide más, y el un dia es blanco y otro es negro Mmm